Una nueva operación de la Guardia Civil se salda en Sanlúcar con cuatro detenidos, a la vez que han desmantelado dos plantaciones de marihuana, instaladas en dos domicilios y un invernadero que han sumado más de 1.560 plantas. Sanlúcar de Barrameda vuelve a convertirse en el domicilio elegido por el cultivo del cannabis, dejando de manifiesto la labor que vienen realizando tanto desde la Benemérita como desde el Cuerpo Nacional de Policía con la «Operación Verde».

Las dos plantaciones de marihuana se habían instalado en domicilios de la localidad, una de ellos en el sótano del propio domicilio donde se hallaban 540 plantas de marihuana y la segunda, tanto en el domicilio como en un invernadero, con 1023 plantas de las que se extraía electricidad de forma ilegal del alumbrado público, además de haber instalado habían instalado todo un complejo sistema eléctrico, que incluía multitud de diferenciales. Como en todos estos casos se trataba de un laberinto de iluminación, extractores y de humidificadores.

Como consecuencia de estos servicios se han detenido a cuatro personas como presuntos autores de un delito contra la salud pública, y otro de defraudación de fluido eléctrico, incautando un total de más de 1500 plantas de marihuana en avanzado estado de floración, así como todo el complejo sistema que se había montado para favorecer y acelerar su crecimiento.

Leave a reply