El paseo millonario es una práctica delictiva muy extendida en países de la América Latina con tasas de criminalidad muy elevadas como México, Venezuela o Colombia. Los atracadores abordan a sus víctimas cuando se van a montar en su coche o en un taxi. A punta de pistola o de navaja las retienen durante unas horas en el mismo vehículo con el que acuden a varios cajeros para vaciar sus cuentas. En algunos casos, esos paseos millonarios han acabado de manera trágica con el asesinato de las víctimas. El Grupo de Atracos de la Policía Nacional de #Sevilla está investigando la detención ilegal sufrida por un sevillano el pasado mes de diciembre, quien denunció haber sido víctima de un robo violento que se ejecutó siguiendo este procedimiento más propio de la delincuencia de otros países.

Esta persona relató a la Policía que el pasado 20 de diciembre, cuando se dirigía a coger su coche aparcado en el Charco de la Pava, fue asaltado por dos individuos que lo metieron a la fuerza en su coche amenazándolo con un arma blanca. Durante tres horas y media estuvieron circulando por varias localidades sevillanas, a donde acudieron a varios cajeros automáticos para que el denunciante sacara el dinero de su cuenta. Según la denuncia a la que ha tenido acceso este periódico, en la primera sucursal de Alcalá de Guadaíra en la que intentaron extraer 1.500 euros, el cajero lo rechazó. Acudieron después a una oficina de Gines de otra entidad bancaria, donde sí pudieron sacar 1.000 euros. Tras obtener el botín, los ladrones le quitaron el teléfono móvil y regresaron a la zona de la Torre Pelli donde se apearon del coche y salieron huyendo.

El Grupo de Atracos inició una investigación que se ha saldado, por ahora, con un detenido. La víctima detalló a los agentes que los dos asaltantes parecían rumanos. Además obtuvo una pista importante, gracias a una aplicación informática, pudo acceder a la nube donde se iban almacenando las fotografías que había tomado con su anterior terminal y número. Al acceder a ese almacén, comprobó que los ladrones habían seguido usando su teléfono y encontró algunas fotos que se habían tomado los sospechosos.

A través de esas imágenes, los agentes llegaron hasta un hotel de Benacazón y a la identificación de dos hermanos rumanos con antecedentes policiales. El establecimiento hotelero confirmó que habían estado allí y que habían abandonado un vehículo en las inmediaciones.

Identificación

La víctima reconoció a uno de los hermanos como uno de los asaltantes en las fotografías de fichas policiales que le enseñó la Policía. El pasado jueves, los agentes montaron un dispositivo para apresar a este individuo, quien pasó este pasado fin de semana a disposición judicial. El juzgado de Instrucción n º 9 lo puso en libertad con la obligación de comparecer en sede judicial cuantas veces sea citado. Fuentes judiciales señalaron a ABC que existen dudas sobre la participación de esta persona en los hechos. Lo cierto es que tanto en sede policial como judicial, el detenido se negó a prestar declaración. La investigación sigue abierta para determinar la autoría de este paseo millonario, en el que los ladrones no dudaron en mantener durante horas retenida a la víctima para robarle.

Deja dos policías heridos

Leave a reply